IMPASSE

Estoy en la Ciudad de México y llueve. El silencio de mi estancia se interrumpe por estridentes tonos telefónicos o por la cercanía con que parecen volar los aviones, no sé si despegando o a punto de aterrizar. Cumplo mi cuarto día en un sitio donde pude una vez emigrar, y que hoy me recibe de paso; una ciudad monumental, caótica, desmesurada, como si la extensión sobre la altiplanicie pretendiera llenar un vacío en una forma barroca contemporánea. De día, sentado en la cocina mientras tomo una taza de chocolate, he sentido repicar en la calle las estridencias del carro de la basura. Todo en el Distrito Federal es estridencia: las voces de los comerciantes, los conductores gritando, los atestados comercios, los colores y olores, la brutal uniformidad de ciertas expresiones, la risa y la alegría, el horizonte volcánico, la fértil imaginación. También las esperanzas y los silencios.

Paseo de noche por la ciudad, y todo termina por ocultarse tras las luces. Toda esa maraña histórica, tremendamente rica, se difumina con las luces nocturnas, y sientes respirar la ciudad a pesar de sus contrastes, de sus avenidas incesantes, de sus iglesias, de sus glorietas donde puedes ver ensayar a jóvenes actores como si se tratase de una pareja de enamorados siendo filmados desde una esquina desconocida. Todo es como un comienzo, como una pregunta nunca hecha. Como un nido de vastedades sucesivas, interminables.

Estoy en la Ciudad de México y tengo gastritis mientras veo caer grandes chaparrones del cielo, y se mojan las sillas de madera de la terraza, la mesa llena de queso traído de Zacatecas, los enormes cristales impolutos. El cielo más cercano que nunca, antojadizo, volátil. Nada, sin embargo, me resulta familiar. Y me pregunto qué habría sido de mi vida hace más de diez años si hubiera empezado por aquí.

About these ads

~ por Félix Hangelini en junio 3, 2012.

73 comentarios to “IMPASSE”

  1. Mexico es hermoso, salvaje y lejano. Empece alli y fue sabia mi decision de dejar ese lugar. Me da gusto que estes, sale a la callle a ver que encuentras en sus gentes.

  2. yo amo mucho ese lugar. Algo tiene que atrapa y cuesta dejarlo. No me arrepiento de haberla dejado, pero la extraño todos los días. Disfruta. Un beso

  3. Impasse de Vida….

    En semejante grado relativo de quietud os escribo estas líneas:

    Hay algo aquí que no empieza
    a la hora de siempre.
    Hay algo que no ocurre
    como debería.

    Aquí había alguien que estaba y estaba,
    que de repente se fue
    e insistentemente no está.

    Morir, eso no se le hace a un gato.

    Porque qué puede hacer un gato
    en un piso vacío.

    Parece que nada ha cambiado
    y, sin embargo, ha cambiado.

    Que nada se ha movido,
    pero está descolocado.
    Y por la noche la lámpara ya no se enciende.

    volver a luchar contra un huésped no deseado,
    en una batalla larga en la que no se pueden
    adivinar los contratiempos que podrían sobrevenir.

    Y me pregunto si ha sido una prueba más
    para corroborar la fortaleza de mi carácter,
    para aflorar mis miedos más ocultos,
    una nueva advertencia de que efectivamente
    todo esto que conocemos
    se puede acabar mañana mismo,
    no importa lo que hagas, cómo estés,
    todo lo que te cuides o lo que seas capaz de dar.

    Mucha gente sigue en cambio muriendo ahí fuera,
    conocidos y desconocidos, (esos que mueren en vida)
    seguimos y seguiremos viendo un proceso natural como dolorosa pérdida
    A veces incluso pienso en el “antojo” de esa pérdida como el destino de ciertos personajes

    Vivir tiene esto, pérdidas y ganancias;

    No obstante uno se prepara para todo, (esos que viven aún en la muerte)
    y piensa en todas las posibilidades;
    a veces también se asusta en noches solitarias,
    reflexiona en lo que ha vivido,
    en la intensidad de lo que se ha vivido
    y si ha sido capaz de cumplir ciertos sueños.

    Por eso, Ahora que hablamos en confianza, debo confesaros,

    En agarrar la “suerte” con las dos manos,
    agradecer con humildad lo que nos ha sido concedido
    y levantar los ojos al camino que se despereza y llama.

    Porque amamos la vida, y porque somos como ese gato
    de la Szymborska que queda en el piso vacío tras la tormenta,
    y podríamos repetir con ella (con la nostalgia que nos da no tenerla ya para que nos pueda escribir o decir):

    Y el vaso comienza a vaciarse hasta alcanzar un estado de satisfacción con la experiencia,
    una especie de resignación en la que el final es visto solo como un proceso natural que a todos,
    más tarde o más temprano, nos llega.

    Con el vaso ya vacío, es más fácil irse.

  4. No tengo consuelo, no puedo tenerlo…cómo te has podido ir así, de ese modo tan brutal y tan absurdo. Durante años fuiste mi amigo, mi confidente, mi compañero de batallas, mi (ángel)ini.
    Cómo aceptar que no volveré a tenerte al otro lado del teléfono diciéndome: “hola yuya”.

  5. Félix se nos quedaron muchas conversaciones pendientes.
    La ultima vez a penas nos sentamos unos minutos (recuerdas?) en un café cerca de la Sorbona para hablar de tu tesis sobre Luisa Pérez de Zambrana.
    Tengo tu poemario dedicado, lo leo, pero no he podido dormir esta madrugada con la noticia atroz de tu muerte.
    Donde quiera que estés, un abrazo y toda la luz del mundo, amigo.

  6. Non angli,sed angeli. Te acuerdas como nos reíamos de la admiración de Gregorio Magno por la belleza de los ingleses? Yo siempre bromeaba con tu nombre y la frase de San Gregorio.
    Eras demasiado bueno para este mundo de gente pequeñita y miserable. No te merecíamos.
    Felixí, mi niño, me vas a hacer mucha falta siempre.

  7. Otra vez la Ciudad de México se lleva uno de los nuestros, esta vez de forma grotesca, trágica y criminal. Primero Lichi, ahora Félix. La ultima entrega de su blog bien puede ser un epitafio: “Cumplo mi cuarto día en un sitio donde pude una vez emigrar, y que hoy me recibe de paso; una ciudad monumental, caótica, desmesurada” ¿De paso? ¿Hacia donde poeta? Ni tu lo sabias entonces. Descansé en paz Félix Ernesto Chávez López.

  8. Feluco, nuestro Feluco…tan sensible y amoroso. No merecías irte de esta forma, no hay consuelo, no puede haberlo. Descansa en paz, amigo. Que la buena poesía siempre te acompañe.

    Monica Simal

  9. Mi hermanito
    Pareciera que viniste a depedirte, apenas unas horas de verte sonriente, feliz, de contarnos qué tanto habiamos hecho en estos casi nueve años de no coincidir.”Mi hermanita, estas igualita, los años no pasan por ti” no parabas de decirlo. Me resisto a creerlo, mi poeta, mi geniecillo, por que diablos te arrebatan de esa manera? Hace apenas unas horas recibi tu cuerpo incinerdo, pero es solo tu cuerpo, porque tu alma angelical vive, tu sangre vive en mi, en tu familia y amigos que tanto te amamos por siempre. Descase en paz mi hermano Ernestico.

  10. cojone man, descansa en paz. de pinga la vida esta…

  11. qué triste, Félix, qué triste.

  12. No me lo puedo creer, pero ha sucedido. Ya no estás entre nosotros, físicamente… Pero tu poesía y tu obra en general, perdurará eternamente. Gracias por tus escritos, Félix, y por tu valiosa tesis que ha sido una herramienta más que útil para mi trabajo…Descansa en paz compañero…

  13. No te conocia Felix pero igual soy cubano y ando por l mundo que DIOS te reciba en sus brazos y te acune con ternura y a nosotros nos cuide los que continuamos este exodo hasta la ciudad bendita descansa en paz

  14. Siento que unas circunstancias tan tragicas me hayan llevado a conocer este blog y el magnifico trabajo de Felix. Su muerte me ha conmovido mucho mas de lo que yo pudiera expresar, sobre todo luego de pasar un largo rato leyendolo.

  15. Mi querido Félix, puedo o podemos decirte, Pipo (como llamabas a Fernan) y yo, nosotros que éramos tus padres adoptivos en Barcelona. Que te acogimos en casa como a un hijo perdido en la ciudad. Nuestra amistad fue más que eso. Contigo y por ti, lloré, me reí a carcajadas. Tus llamadas diarias me dejarán un vacío que nada podrá llenar. No me adapto a la idea de haberte perdido así, con tanta violencia, tú que eras tan comprensivo. Qué te puedo decir, que estoy destrozada, caída, angustiada, perdida. Cualquier cosa que diga, no podrá expresar cómo tengo el corazón, ese corazón en el que permaneces y permanecerás por siempre. Marta Esber (tu Chicha, como te gustaba llamarme).

  16. Son pocos los que pasan por el mundo dejando huellas. Es un priviligeo y tu hermano fuistes un privilegiado de la vida: amigos que te quieren, familia que te adora, talento que te sobra, inteligencia que desborda,corazon para los que necesitan que escuchen y pasion mucha pasion por todo aquello para lo cual creistes y crecistes.Pero la vida siempre tiene otra cara para mostrar y hoy te mostro la mas cobarde, la menos merecida y aun asi tus huellas son demasiado grandes para ser borradas de un solo plumazo.Tu ganastes la batalla y un espacio entre los grandes. Descansa en paz. Te envio un abrazo y te guardo en mis recuerdos. Alejo.

  17. Félix,
    Feia dies que no entrava al teu blog. He llegit el darrer “Impasse” i quan m’he passat als comentaris no entenia res.
    Jo ara si que estic devastada, sé que demà al matí quan obri els ulls no m’ho creure.
    Havíem parlat en el blog i vàrem estar a punt de veure’ns en persona en un concert del Liceu de Barcelona el desembre passat. Al final no hi vas poder anar.
    Llegir-te en el teu blog ha estat un gran plaer i després la teva generositat i amabilitat en l’intercanvi d’impressions reflectien una gran persona. Et confesso que de tant en tant imprimía els teus textos i després en els viatges en tren els caps de setmana, tornava a gaudir-los.
    T’escrivia en català i tu al començament em vas contestar en català, però poc a poc vas deixar de fer-ho, tot i deixant clar que jo no ho deixes de fer perquè així no l’oblidaries.
    ¡Oh Felix això no s’hi val! ¿Per què persones joves i valuoses se’n van tan aviat? No sé què més puc dir-te, sempre tornava al teu blog i ara darrerament havies fet un parell d’entrades, però semblava que el tenies una mica oblidat i jo un dia et vaig fer un retret de que massa Twiter, Facebook, … i que miressis les conseqüències… No et vas enfadar amb mi fins i tot vas enviar-me un mail a mitjans de febrer per fer-me saber que havia mort una de les nostres poetes estimades, Wisława Szymborska.
    Ara penso amb la teva mare, sí amb tu Lidia, si lees los comentarios y llegas al mío, unas palabras para ti:
    Lidia, a veces le hacía broma a Félix de que si escribía tan bien, era por aquello de tal palo tal astilla… Me gustaban mucho tus comentarios, y la verdad es que la mayoría de las veces eran tan tiernos, tan cariñosos que me provocaban una gran envidia la relación tan bonita con tu hijo. Yo también soy madre y de chicos de la edad de Félix, así que sentía mucha empatía por los dos.
    Lidia, siento un dolor muy grande solamente imaginando el tuyo … Un abrazo muy muy fuerte y ojalá mis palabras tuvieran el poder de suavizar un poco ese dolor, siento un gran cariño por los dos, vas a tener a Félix de otra manera y sus escritos y sus poemas van a ayudarte a que siempre esté presente. ¡Ánimo!
    Una abraçada molt gran Félix, si segueixo devastada igual et torno a escriure.
    Carme

    • Yo estudié con él en la lenin y me ha conmovido muchísimo enterarme de esto, era un gran amigo de sus amigos, inteligentísimo y siempre cariñoso, incapaz de hacer daño a nadie. Dios le tenga en la gloria y ojalá su mama sobrepase este dolor tan profundo

  18. Qué rápido va la vida, tan rápido que ya un joven hermoso y con tanto talento se nos fue. Desde Argentina, mi Félix, mi muchachito querido , me despido. Pienso que la Cruz del Sur sabrá hacerte llegar un montón de cariño para que te acompañe a recorrer un bello camino celestial, como el que te merecías desde siempre. Te quiero Félix…Un gran cariño para tu mamá, a quien tanto recordabas. Besos amigo, hermoso amigo…hasta siempre…

  19. Por el impasse de un guerrero……!!!!

    A su Madre, familiares y amigos, si pudiera ser posible, acompañarlos en su dolor e indignación……
    No hay palabras suficientes que puedan confortar la tremenda amargura de esta dura prueba…

    Nada es en vano…..

    Por que nos corresponde a los vivos, restaurar la luz que los muertos en su ceguera han querido extinguir….
    Por que hay luces que jamás se extinguen….Y el recuerdo de ello, nos obliga a mirar y entrar con valor al bosque personal e interior que hay en cada uno de nosotros; Así como lo hizo este joven guerrero idealista que procuro, cultivo y compartió su pasión, sensibilidad, creatividad y talento…..con este mundo, con esta vida, con este bosque….

    Le debemos a este noble Ser que se ha ido; ser también creyentes, para contemplar el bosque, entrar en él, extinguir sus sombras y dragones, explorando sus caminos y comprendiendo que lo que esta vivo, se perpetúa, vivirá por siempre, como las palabras viven, como el bosque vive…..

    Así como este amante de las letras, del bosque y de la vida nos enseño con su existencia…… Seamos también amantes exaltantes de esa vida que el vivió!!!….

    Por que nada es en vano…….encontremos en este bosque hoy sombrío, los caminos de: la resignación, de la Paz, de la Justicia, del Perdón y del Amor…..

    Más dicha que dolor hay en el mundo,
    Más flores en el BOSQUE que rocas en el mar,
    Hay mucho más azul que nubes negras,
    Y es mucha más la luz que la oscuridad,
    Digan lo que digan, digan lo que digan,
    Hagan lo que hagan, los demás !!!!!

    Son muchos muchos mas, los que perdonan,
    Que aquellos que pretenden a todo asesinar,
    La gente quiere paz y se enamora
    y adora lo que es bello nada mas…..

    Y digan lo que digan, digan lo que digan,
    Hagan lo que hagan, los demás….!!!!!

    Hay mucho mucho mas amor que odio,
    Mas besos y caricias que mala voluntad,
    Los hombres tienen fe en la otra vida,
    Y luchan por el bien no por el mal….

    Digan lo que digan, digan lo que digan,
    Hagan lo que hagan, los demás..!!!!!

  20. URGENTE!!! NECESITAMOS CONTACTAR CON FAMILIA DE FÉLIX:

    Hola, somos Illa y Joan, de Seva (Barcelona). Según nos ha contado un vecino, esta mañana una pareja de la Policía Nacional buscaba a familiares de Félix, porque, según ellos, algo le había pasado en Méjico.
    Esta pareja de policías ha ido a nuestro antiguo domicilio, donde Félix estaba empadronado.
    Félix está ahora mismo en Méjico en una estancia de investigación. Hemos intentado ponernos en contacto con él por teléfono y mail, pero no contesta.
    Sabemos que tiene familia allá (su hermana y su tío), pero no sabemos cómo contactar con ellos ni con su familia en Cuba.
    Estamos intentando conocer el motivo de la búsqueda por parte de la Policía Nacional, pero no sabemos nada todavía.
    Por favor, si tenéis el contacto de alguno de sus familiares en Méjico o Cuba, poneros en contacto con nosotros.
    Formas de contacto:
    Móvil: (0034)660513846 (joan)
    Mail: illapomareshernandez@gmail.com (illa)

    Parece que es urgente, aunque no lo sabemos con seguridad.
    Muchas gracias

  21. Siento tanto no haber leído los comentarios antes de colgar este mensaje de urgencia. Estaba tan nerviosa temiendo lo peor que me encontré con ello de frente unos minutos más tardes.
    Félix, mi familia aquí lejos de mi casa. Tío y padrino de mi niñita, Neus. Amigo y protector de mi marido, Joan. Mi casa se ha quedado sin tejado…quema el sol y duele mucho, mucho la herida.
    Qué caprichoso el tiempo! Maldito sea
    Tu familia aquí en Seva, en Elche, siempre tuya, siempre, siempre, siempre
    Te quiero
    Illa

  22. Bueno, es que esto es demasiado, es un silencio tan hondo, un por qué tan profundo, tan desconocido. Es poesía pura lo que has despertado en mí, el destino que espanta. En tu mamá, un día, vas a ser luz..y calma, no puede ser de otra manera. Un abrazo

  23. Soy Leanny, la novia de Mayito, el hermano materno de Félix. Todos estamos desesperados con la noticia. Los dias pasan y el dolor crece. Ahora solo nos queda recordarlo. El día el que recibimos la noticia (martes 12 de junio) volví a leer La devastación, y lloré mucho, era lo único que me aliviaba. Yo no lo conocí personalmente, pero sentía una empatía y cariño tan grande por él, que contaba las horas para su llegada a Cuba, para compartir juntos sus viajes a Morón, a Villa Clara, a Matanzas… Tenía tantos planes. A veces me parece que nada de esto puedo estar pasando. Luego me lleno de valor para salir del rincón donde estoy llorando, y darle aliento a Lidia y a Mayito, que como almas en pena vagan de un sitio a otro. Lidia es una de vlas mujeres más valientes que he conocido en mi vida. Su dolor es puro, digno… estalla y al rato se contiene porque sabe que tiene que ser fuerte, que así lo hubiera querido Ernestico. Ella no paraba de hablar de él. Creo que ninguno de nosotros. Para Mayito era su ídolo; fue la primera persona de la que me habló cuando nos conocimos hace un año y cuatro meses ya. Desde entonces yo también siento a Félix como algo mío, como ese hermano increible que todos quisiéramos tener.
    Solo nos queda conservar sus memorias, y leerlo, que es la manera más hermosa que tenemos de volver a él.
    Lidia agradece los mensajes y las llamadas que del mundo entero ha recibido y recibe constantemente. Agradece los comentarios de su blog.
    El dolor compartido de alguna manera “la alivia”, porque se siente orgullosa, más orgullosa aún de Félix, de cómo en cada rincón hay alguien que llora su ausencia sin consuelo, así como lo hacemos nosotros.
    Les ruego continúen apoyándola. Gracias por las condolencias

  24. Hay que editar a Félix, traerlo de vuelta, tocarlo y escucharlo.
    Lidia, muchos estamos llorando contigo, tuviste un hijo hermoso, eso no te lo quita ni la muerte. un beso grande.

  25. Un abrazo muy fuerte desde España, Lidia. Llevo cuatro días sin dejar de pensar en él y en ti. Y no sé cómo calmar el dolor.

  26. Para Félix Hangelini de un Angel Oculto

    Las desgracias nunca son ajenas a la condición de humanus, sin embargo hay quienes se empeñan una y otra vez en recordarnos el halo de la inexistencia, de la perenne soledad, de su amargura. A “esos” no sé si habría que castigarles o agradecerles por su poder de destrucción/unión familiar. “Esos” desde el lunes 11 de junio de 2012 han logrado romper la unidad y la continuidad espiritual de cientos de personas que hoy cavilamos incierta la expiración de un gran ser de solo 34 años; un excelente hijo, hermano, sobrino, primo, nieto, profesional y amigo: Félix Ernesto Chávez López.

    De Félix me había hablado desde mis primeros años como estudiante de ballet en La Habana Yoandy Cabrera, quien siempre estuvo cerca de su madre a quien después conocí y que no tardó mucho en ganarse mi respeto, mi admiración y mi cariño como “hijo postizo”. Luego escuché de él en el Departamento de Letras Clásicas de la Universidad de La Habana. Muchos comentaban de la figura de Félix Ernesto la cual había alcanzado tanto auge que era imposible no tildarlo de “genio”. Lo conocí una noche en Regla, su mamá quiso darle un recorrido al llegar de su primer viaje después de haber estado ausente de Cuba unos cuantos años y donde Félix había pasado gran parte de su infancia. Era una casita extremadamente pequeña (en la que viví cerca de 3 años) mas la presencia de él llenaba demasiado el lugar. Se necesitaba más espacio para no ahogar aquella luminosidad que Félix desprendía sin talvés imaginarlo. Seguidamente nos unieron fuertes lazos: un pensamiento más avanzado de la vida, un gusto refinado por el ballet y una juventud con deseos de luchar para alcanzar. Creo que ambos éramos testigos de una vida rodeada de sacrificio y eso me hizo admirarlo y que él estuviese pendiente de mí casi siempre por su mamá o por Yoandy. Desde entonces devinieron sus buenas opiniones, su preocupación, sus consejos y hasta la entrega y discusión de mi tesis de licenciatura en el ISA nos unió junto a su mamá y a Yoandy.

    Félix analizaba (como justamente con quien yo convivía) y se expresaba desde la poesía. Eso más que un acto natural en un filólogo era más bien uno de seducción. Fueron tiempos en que me codeé de una fuerte influencia filológica, motivo por el cual debía ceder a esta nueva forma de pensamiento, análisis y comparación. Cuando tuve en mis manos su ejemplar de La devastación… quedé enamorado de su escritura. Yoandy me dijo un día que debía mirar más allá del nombre del escritor, la manera en que escribe y lo que escribe. Me dediqué a eso en cada poema de Dulce María Loynaz, de Carilda, de Safo, de Rimbaud, de Lina de Feria y de Félix Hangelini (Chávez) y en la narrativa de Thomas Man, Homero, Séneca y de Flaubert entre otros más porque han sido ellos quienes de alguna forma han marcado etapas principalmente tristes de mi vida. Sin embargo los personajes de Félix Ernesto estaban cargados también de soledad, de esa necesidad del sentimiento y muy apegados al abismo (aspectos que relacionaban al autor con sus mismos protagonistas). La tristeza es definitivamente el recurso que mejor expone en la escritura de un poeta las figuras y pasajes más sobresalientes.

    Entre todo esto y gracias a la casualidad de aquellos años he estado muy apegado a una de las mujeres más sinceras, luchadoras, inteligentes, hermosa y también deshecha e irrevocablemente desalmada: su madre Lidia López. Hasta su nombre guarda relación con la mitología.

    ¿De su hijo?: ¿con qué ojos no mirarlo; de qué forma no poder inmiscuirnos con él sino a partir de su agudeza poética, de su mesurado respeto, de su universal renombre en la Facultad de Artes y Letras? Pero no hay dudas: no volveremos a escuchar su voz, no podremos dialogar con él, no apreciaremos más su sonrisa noble y candente ni su promisorio talento porque ya no está; porque si vivir una vida de triunfo profesional basada en el sacrificio humano constante no es vida plena, la muerte tampoco era el escape. Qué consuelo queda para aquella (su madre) que lo esperaba después de estar 3 años sin verlo y ahora tendrá que contemplarlo angustiada, deshecha convertido en cenizas. Así llegará Félix Hangelini a Cuba. Es un dolor tan grande que no tendrá alivio jamás porque el que no lo ha vivido en carne propia nunca podrá comparar lo poco sustancial que es la vida frente a lo indeleble de la muerte. El universo visible que ahora se adelanta estrecho como una jaula que resulta chica y que nos hace darnos seriamente contra los barrotes, hará recordar la ausencia, lo inacabable del tiempo, la sentencia indigna que alcanzan las almas buenas.

    La muerte que “esos” le depararon a “Ernestico” se muestra demasiado lastimosa y para su familia y amigos casi aniquilante. ¡No hay palabras, no habrá llanto ni grito que pueda devolvérnoslo; ni la propia muerte de quienes son los responsables paga tan hermético daño! Ni oración, ni meditación ni absoluta inconciencia será camino alguno para intentar aliviar este fatídico suceso. La muerte, para mí, nunca será un remedio libertador dado a la casualidad como algunos piensan, al contrario. Ver lo bellamente joven y talentoso que era Félix y ver su imagen en las terribles noticias me golpea y me hace pensar en la duración de mi alma, en la posición hipócrita que tengo en este mundo “viviente” y en el poco merecimiento que le ofreció la vida a él que no descansó jamás de cuidar su apariencia y que nunca vaciló en ayudar, en reconocer cuando algo estuvo bien o mal hecho…Pero la torpeza grande de soñar y conseguir a partir de un sueño una realización al menos profesional en un mundo que se demuestra carente y mancillado es un acto para verdaderos valientes, como Félix. Porque en este mundo no existirá jamás peor animal más depredador que el mismo hombre que es capaz de asesinar a inocentes como mi amigo con tal de darle “fin” a sus miserias y a sus vanidades. Es cierto que los hombres se menguan los unos a los otros.

    Félix Ernesto Chávez López no volverá jamás a estar entre estos tantos que le queremos. Es una fuerte soledad y un gran vacío que nos legaron esos demoledores de la felicidad y quietud humanas. Por Félix conocí el arte lírico de Filiphe Jarousky, el balletístico de Svetlana Zakharova y pude apreciar por el ballet alemán una de mis tantas lagunas literarias: Muerte en Venecia de Thomas Man.

    Sus poemas, sus consejos, sus opiniones formaron parte de mi vida sentimental, profesional y personal. Hoy ni el más extenso aplauso ni la mejor coreografía que pudiera bailar ni la mejor tesis de mitología grecolatina que pudiera defender me resulta de aliciente, a mí, que sólo soy uno más de ese inmensurable círculo que lo esperaba.

    Sacrificaría hoy todo lo que pude haber alcanzado o alcanzaré como artista, mis exiguos períodos felices de los que sirvió como puente mucho tiempo él y su mamá, hasta mis extinguibles esperanzas y anhelos porque Félix viviera otra vez, porque no nos lo hubieran arrebatado del camino ahora que había logrado una estabilidad profesional en un país donde prácticamente estaba solo. Se me ha quedado un nudo en la garganta que ahoga esa justicia que la vida y que Dios había merecido en mi ideología. Mi conexión con Félix se reducirá a mirar en un cristal una caja llena de sus cenizas. ¿Hablarle así…para qué si el resultado será solo silencio y llanto? ¿Dónde hallar sus palabras, dónde su distinguido talento, dónde esa alegría de verlo feliz junto a su madre y su hermano que tengo ya como familia, qué recuerdo me quedará de él sino su vida joven y merecida junto al pavoroso e inmerecido momento de su muerte? Puede que actúe como la Loynaz pero mi tristeza no debería ser el mejor regalo que pude darle…

    Para ti lo infinito
    o nada; lo inmortal
    o esta muda tristeza
    que no comprenderás…

    La tristeza sin nombre
    de no tener qué dar
    a quien lleva en la frente
    algo de eternidad…

    Johnny Tellez
    Licenciado en Arte Danzario en perfil Ballet Clásico

  27. A la bestia…a su imaginación y a una realidad que me circunda:

    No quiero quedarme solo. No voy a intentar ser la bestia mitológica que construye palabras a escondidas y aletea como un cisne en su descenso atropellado y sin descanso. Mi paciencia ha sido un duro golpe del silencio y he tenido que pagarlo ya cien veces…digo, mil, por mirar íntimamente desde el aire separado del vergel y de la casa que siglo atrás llevaba un 12, un 9… ¡qué sé yo de calles con nombres italianos en un lugar donde frecuenta el níquel, el ruido y la distancia! No un corte lento sino la bala necesaria o el tren descarrilado de Sóller me harían discernir de amarte tanto…y a la vida y a la muerte y al fiel motivo enredado de la lluvia.
    No quiero soledad. Pero el contemplarte vietnamita, francés o catalán e inmoldeable como arena que me hunde a cada paso no te hará encontrarme entre tus ángeles, tus barcos, tus colegios. No Armandine, ni Rebeca, ni Pompeya o el cuerpo roto que visita, ni el miedo ante la foto ni el bosque que construyes entre cerros sino el desamparo que me dejan tu sonrisa, tu ala negra, tu neblina y esos ojos de argonauta innato…No la marca deíctica que expresa tu estatura ni Levin ni Slawinski podrían describirte tan extraño, inmenso, oxigenado ni Whitman ni Borges ni Martí ni el agnóstico Hangelini florecido, echo criterio, convicción o un buen discurso podrán quitarte el universo si me tienes: académico, poético o cubano. No la nieve ni el talco ni el estilo ni aquella vez que me buscaste entre tus plantas ni la fuerza de tus tardes que difieren como orugas a las mías ni el pantano entumecido que deshechas ni aquel “gajo de páginas silvestres” de Szymborska ni Luaces ni Hunamuno ni el cliché derramado de tus letras compactan mi memoria inaccesible, blanda, apelativa ni forever and forever o aquel Hado que flechaste en tu destierro ni la masa golpeada o cuesta abajo con que comes diariamente y me dices que es mejor que este pan viejo, ilusorio, estupefacto ni la virgen ni oración ni lo sabido ni tu historia ni las manchas simples que veías del colmillo que apretaba a la paloma. No el hablante ni el colérico ni la música ni el mirlo sometido a la luz del escenario útil para mi cosecha ni el viaje o la maleta en que enviaste suplementos descarriados de tu hedor para curarme ni la nueva poesía americana o el mar inmenso podrían desplazarme esta triste soledad que me asemeja.

    Johnny Téllez
    Licenciado en Arte Danzario en el Perfil Ballet Clásico
    Cuba, 17 de junio de 2012, 1:22 pm

  28. F. nunca jamás te olvidaré. Mucho ánimo para su familia y para todos los que lo hemos querido. Descansa en paz, amigo.

  29. Félix, en unos años ya todos estaremos fuera de este mundo, pero solo de tu nombre se acordarán los nuevos lectores del mañana. Nada se perderá en el camino. Tus amigos se encargarán de eso. Tú luchaste por rescatar la obra de los poetas de otro siglo, y así mismo habrá que rescatar la tuya, para siempre.
    Lidia, tu hijo nos va a sobrevivir a todos, como suele suceder con los genios. Un abrazo.

    • si pueden envienme un correo y vere como puedo ayudar con una editorial. Mi direccion es ernestomv@yahoo.com. Mis condolencias a Lidia y lamento haber accedido al trabajo de Felix tan tarde y en circunstancias tan dolorosas. Saludos.

      • Ernesto:
        Nos conocimos en Duke en el año 2005. Lamento que una circunstancia como la que estamos viviendo sea la que nos reconecte. Te he mandado un correo a tu cuenta. Sería lindo que puedas sacar una editorial.

  30. Lidia,
    ¡Qué dolor! Te escribo desde Barcelona y sigo sin creerme lo que ha pasado. Estos días he ido entrando en el Bosque escrito y he ido leyendo entradas antiguas y por momentos podía imaginar que el tiempo se había parado. Las palabras de Félix, su pensamiento, sus sentimientos, en fin todo lo que configura la esencia de una persona está en el Bosque. Así que pienso que sería bonito que ese Bosque en un futuro pudiéramos leerlo en otro formato.
    Qué alegría tuve cuando encontré en una librería de mi barrio de Gracia -que por cierto fue el de Félix durante 4 de los años en que estuvo en Barcelona- el libro de poemas de “La Devastación”. Y ahora Lidia, voy alternando entradas del Bosque con poemas de “La Devastación”. Es como un ritual, es como si quisiera -y me atrevería a decir quisiéramos- conseguir una conexión con Félix, que allí donde se encuentre sepa que lo queremos y que ahora sus palabras nos son más necesarias que nunca para amortiguar el dolor que todos sentimos.
    Lidia sigue siendo la Lidia que aparecía de vez en cuando en el Bosque, una presencia fuerte para Félix, que aunque estabais distanciados físicamente, siempre estabas ahí y ya no había distancia. Siempre le decías que para ti él siempre había sido muy especial, y Lidia seguro que va a seguir siéndolo porqué otra vez la distancia física vuelve a separaros pero ahora de otra forma porqué a Félix lo vas a llevar dentro de tí y tienes que ser la Lidia que como madre y mujer, él tanto quería, lo mismo que a su hermano.
    Un abrazo muy grande para todos vosotros desde Barcelona,
    Carme

  31. Ya lo dijo la gran M.Y.:
    “No me quejo de una suerte que comparto con las flores, con los insectos y con los astros. En un universo en donde todo pasa como un sueño, sentiría remordimientos de durar para siempre. No me quejo de que las cosas, los seres, los corazones sean perecederos, puesto que parte de su belleza se compone de esta desventura. Lo que me aflige es que sean únicos. ”

    El Último Amor del Príncipe Genghi / Marguerite Yourcenar

  32. Félix, adéu. El nus a la gola m’ofega i no em deixa escriure, pensar, plorar…
    Em vas ensenyar amb paciència i sensibilitat a estimar més la bellesa.
    impossible oblidar-te
    Un beso enorme a la família, un beso a Lidia

  33. Hola , no te conocí, pero ya me hubiera gustado.

    Cuanto lo siento.

  34. Félix, mi amigo, mi confidente, me acabo de enterar ahora mismo y estoy derrotado. No puedo ni pensar en todo lo que me voy a perder sin tu presencia, sin tus ánimos y tus charlas. No te voy a olvidar nunca porque fuiste, eres y serás mi amigo.

  35. El príncipe de los contratenores te acompañe, querido Félix; Ceph fuiste para mí y para muchos en estos mundos virtuales de la ópera….Y otros temas. Una gran persona irremplazable, ojalá te hubiera tratado más.
    UN ABRAZO SIEMPRE ETERNO.

  36. A todos lo que han expreado aquí sus sentimientos por mi hijo, a todos los que lo conocieron y los que no lo conocieron pero sienten y expresan, a Marta Esber y su esposo, a Illa y Joan su familia en España, a quienes agradezco esa preocupación maternal y paternal que siempre le tuvieron, a sus amigos más íntimos y los menos pero que lo querían o admiraban, a los que me nombran y aunque sea con palabras acompañan mi dolor, a Carmen, quien siempre comentaba en su blog y a quien agradezco sus palabras, a otros amigos que me han telefoneado a mi casa o escrito al correo, a todos, llegue mi agradecimiento.
    No hay lágrimas, ni palabras, ni ruegos ni súplicas, ni promesas ni nada, absolutamente nada que me devuelva a mi hijo. Hay un profundo, interminable e infinito dolor y una ilimitada tristeza que me acompañará mientras yo respire, porque ya no vivo.
    Pero estaré honrando este Bosque y su memoria…alguien me ayudará, no soy filóloga, ni aún sé mucho de literatura, pero tengo toda su vida en mí gravada y la conocerán, conocerán su obra desde que a los pocos añitos de edad comenzó a escribir. Se los prometo.
    Aún ni sus cenizas han llegado a mis manos, aún no he podido abrazar sus restos, pero vivo y duermo abrazando su espiritu y su alma y es él quien me da estas fuerzas para poder escribirles estas palabras a todos los que me acompañan en esta amarga tristeza.
    Gracias nuevamente.
    Lidia, su mami, su Lilita o mama como siplemente me decía…..

  37. Lidia,
    Todo ese dolor, toda esa tristeza solamente el tiempo será quien lo vaya conformando. Cómo no va ser ahora para ti tiempo de dolor y de tristeza si yo al contestarte no puedo parar de llorar.
    Me ha gustado mucho tu decisión, aquí seguro que Félix es cuando hablaría de la fortaleza de las mujeres cubanas. ¿Y además quien mejor que tú podría estar al frente de este Bosque escrito? Para Félix este Bosque era el espacio en el que tejía su mundo interior: su família con los recuerdos de su país, la literatura y la música. Dónde nos dejaba compartir algunos de sus poemas y también dónde nos permitía disfrutar de su estilo narrativo.
    Su gran sensibilidad trascendía en todo y yo que no había sido lectora de Blogs, cómo ya conocía anteriormente a Félix, como Ceph en algunos foros de ópera, al saber que tenía un Blog literario, me entró enseguida la curiosidad. Entré y ya me quedé dentro del Bosque –aunque a veces incluso pensé que me echaría por pesada-. Últimamente llevaba un par de meses largos sin una entrada seguramente motivado por el exceso de trabajo, así és que cuando ví el último pensé en responderle.
    Lidia, no hace falta que seas filóloga, desde el primer día que leí un comentario tuyo no me los perdía. Te expresas muy bien con una gran sensibilidad y un estilo muy directo que muestra una gran persona. Y es por esta empatía que ya sentía por ti, que me atreví a dirigirte unas palabras.
    Lidia, tanto a ti como al hermano de Félix os tengo en mis oraciones. Y en cuanto a Félix me gustaría pensar que está junto con las escritoras cubanas del S. XIX, a las que estaba dándoles voz en su tesis doctoral, escuchando de fondo la música de Vivaldi o de Händel y pensando qué puede hacer con vuestro dolor, y bueno, Lidia la verdad es que el Bosque escrito te va a dar trabajo, pero seguro que los que queremos a Félix te lo vamos a agradecer y será un honor y és a ti a quien te damos las gracias.
    Un abrazo muy fuerte,
    Carme

  38. Es un dolor hondo y un silencio pesante. Todos hemos perdido algo realmente bueno, vaya mi pésame y condolencias a toda la familia y amigos. Nos hemos quedado huérfanos.
    Un enorme abrazo desde las Islas Canarias.

  39. Lidia

    No encuentro las palabras adecuadas para escribirte sabiendo por el momento que pasas, la noticia de la muerte de Ernesto me llego por mi mama a quien casualmente llame unos días después; de no haber sido por eso, la distancia espiritual que vivimos me habría hecho desconocer de por siempre a donde había llegado aquel niño que viviendo en Regla, pueblo de guapos, santería y Comparsa, se inclino por la literatura desde muy temprana edad; No sabía que se había radicado en España, no sabia y no se muchas cosas de Ernesto; pero cuando leí como opinan sus ex alumnos y de su trabajo como ensayista y de varios poemarios que yo nunca tuve el valor y la paciencia de escribir, me arrepiento de no haber tenido la oportunidad de haberlo conocido más en detalle, hoy que me decidí a escribirte me puse a investigar sobre la vida de quien siendo familia solo recuerdo vi una vez en la vida, su experiencia y escritos en su Blog hasta hace muy poco desconocido por mí, muestran a un hombre joven lleno de recuerdos y amor por su pasado, El Blog, muestra un gusto por lo bello y bien elaborado, por lo autóctono y lo foráneo y mezcla al literato con el hombre y el joven que no conocí.
    Su Blog acabo de verlo en esta mañana de sábado que me había prometido dedicársela a la contabilidad, pero que deudas emocionales me han hecho poner a un lado mi auto tortura como contador de números que apenas cuadran y planes que a veces rozan con la ficción. Tengo un email de un hijo de otro primo mío pendiente de contestar desde hace casi un mes, terminando esta carta que te hago es lo próximo que escribiré, no quiero cargar con más deudas espirituales y de enajenación consanguínea mi vínculo con la familia.
    He leído que piensas continuar con el Blog, quizás nunca pensaste escribir uno, ahora no se trata de inquietud literaria, el dolor de madre debe tener una puerta; pero tan bien tu capacidad de resistencia de la cual no dudo ni un instante, estoy seguro el Blog de Ernesto seguirá su camino. Un beso querida prima y que la paz y la luz regresen a tu vida pronto.

  40. Mi hermoso amigo, hermano del alma… tu vida errante encontró su final en D.F. , camino a tu tierra natal.
    Adiós…

    Perdón, no puedo parar de llorar.

  41. Lidia:
    Que mujer tan grande en Su dolor seco tu eres….Que mujer tan solo pudiendo ser asi madre de Un geniecito maravilloso tu eres. El paso de Los dias me devuelven lentamente las palabras y quiero escribirte..Soy Jochi, el amigo inseparable de Felix, tu Ernestico, tu niño, como quieras nombrarlo. Hablar de su partida no puedo Pero Si de Su Vida maravillosa.Fue una criatura tan genial, y como genio, conocio la Soledad, de las mas grandes y conocio la belleza de la libertad. Y Volo, y tras el la emancipacion de un ser poeta y hombre. Nunca podre enumerar nuestras horas en La Habana, aquel ultimo 28 de octubre, Su Cumpleanos, y ballet en el gran teatro..Se fue a Espana tres meses antes de venirme a Miami…Como decirte, Lidia, de nuestras cartas, de las llamadas, que eran por cierto siempre el Quien las hacia, de esta maravillosa complicidad de Amor por las letras, la ciudad de donde veniamos, por la belleza del mundo, y por las imperfecciones del hombre. El siempre se creia Muchas, y yo Andaba en discusion eterna con el por eso, porque sabia que Su ser era de otra dimension mas profunda.Nos reencontramos en La Habana seis Anos despues la noche siguiente de Su llegada, pues yo estaba tambien de visita…Me lo lleve al Jazz Cafe y de alli unas maravillosas fotos que guardare por siempre. En mayo del ano pasado vino a Miami, Su sed por investigar las poetisas cubanas era contagiosa. Fui a verlo donde se quedo esos dos meses. Era una casita limpisima y tranquila como el lago detras de sus piedras. Una bondadosa señora le dio carino todo ese tiempo alli y yo lo lleve a comer pastelitos de guayaba que tanto extranaba porque no Los escontraba en Espana, y tambien lo lleve a la Ermita de la Caridad del Cobre, frente al mar que senala nuestra Tierra Infinita… Alli me hablo de Su papa, de Su abuelo sin conocer de Hialeaw, de sus tias en la memoria, de Su hermanito de Cuba, del que tanto me hablaba, y de ti, que lo hacia de una forma muy especial, casi triste tal vez por la distancia que separan a veces Los suenos. Fue Un tiempo increible..Felix era Un viajero interminable. Europa se rindio a sus ojos y despues Nueva York…Recuerdo cuando lo lleve al aeropuerto cuanto me hablaba de Su excitante curiosidad por la ciudad de hierro. Y fue asi, inmensa, su caricia con la gran ciudad…Me lo decia al telefono….Nunca olvidare cuando me llamo Desde la tumba de Emily Dickinson, Su poetisa mas querida, hasta donde fue, como navegante universal. Alli Leyo poemas y alli lloro.
    Podria, Lidia querida, contarte mucho mas, Pero se entrecortan por el dolor Los movimientos de la memoria….Felix fue y sera hasta el innombrable final de las cosas Un ser humano sencillisimo en medio de Su complejidad de gigante. Su menudito cuerpo albergo tantisima Gloria de alma. Nunca lo olvidare y hare cuanto pueda y mas, porque Su memoria, Su sonrisa, sus suenos y escritos queden vivos como Los bosques infinitos. Siento una serenidad por Su alma limpia, altisima.
    Me gustaria verte, Lidia, y abrazarte en nombre de Los tantos amigos en el Mundo que amamos Su Hijo de Regla. En Un mes regresare a la isla por unos pocos dias. Ojala pueda en medio de ESA nada cruel del dolor….Me gustaria aliviarlo de mil maneras, Pero Es imposible….Yo se que Es usted una mujer inmensa y valiente, y se que arida como las arenas del desierto mas frio, vivira para nombrar todos Los Dias por venir, Su hijo querido.
    El la quiso mucho…Nosotros la queremos mucho igual este junio triste. Toda, toda nuestras fuerzas y Amor…
    Jose Angel Argudin, Jochi.

  42. Jochi, Carme, mi primo Miguel Angel, los amigos que no conozco, Ernesto Menéndez-Conde en algún momento le escribiré…..gracias nuevamente, leer sus comentarios me “alivian” en algo el alma, agradezco a mis compañeros de trabajo por al apoyo que me dan y a mis jefes porque gracias a su autorización tengo acceso en casa a estas páginas. Vivo en Cuba y no es fácil tener internet en casa.
    Por ello quiero dejar aquí el teléfono de mi casa y mis correos electrónicos, para si un día alguien visita Cuba y quiere llamarme, conocerme o interesarse por algo sobre mi hijo pueda hacerlo. Puede suceder que en algún momento ya no tenga yo acceso a internet y siempre he sido previsora.
    Sus cenizas estarán en mi casa, bajo mi custodia, bajo mi protección, junto a mí siempre, como siempre estuvo, porque fué el hijo más maravilloso del mundo. Aún no han llegado pero ya destiné su sitio y con las fuerzas que él mismo me dará custodiaré sus restos materiales, porque su espiritu está en mí, es mío, sólo mío.
    Me cuesta mucho trabajo escribir, solamente viviendo la pérdida de un hijo se sabe lo que se siente, si es que sentir tanto dolor es sinónimo de sufrimiento, porque creo que es algo más grande, nadie sabe explicar con palabras el estado humano de estas sensaciones.
    Mi teléfono de la casa es el 53 7 2613730 y el móvil el 53 5 3373249
    Mis correos son: c.lissetlopez@gmail.com
    felmar7788@yahoo.es
    y el del trabajo, que de no tener acceso a internet puedo utilizarlo:
    lidia.lopez@arcaz.minaz.cu

    Gracias nuevamente y un abrazo a todos.

  43. Mi silencio no es más que dolor, que impotencia, que destrucción.
    Vivo en Cuba y me es difícil a veces acceder a internet, aunque agradezco a todos los que me han ayudado en ello. Así como a todos los que siguen dándome muestras de apoyo. Gracias a todos.
    Sus cenizas aún no han llegado a mí, y si las lágrimas me devolvieran aunque fuera una minúscula parte de su ser ya lo tendría completo de regreso, pero no será, y mi vida se destruye lentamente, porque ya no soporto más este dolor intenso que me corroe el alma y el pensamiento…quiero dejarles aquí la manera de comunicarse conmigo, por si alguna vez necesitan, o quieren o prefieren algo suyo, porque lo tendré todo en mi casa y velaré con celo y devoción lo que hizo durante su corta vida, porque así era él. Comenzó con muy pocos años de edad, con 3, 4, 5, cuando sentado frente a una mesita pequeñita me decía “voy a estudiar mami”..y escribía y leía, no jugaba como todos los niños de esa edad, leía mucho y miraba TV…
    mi teléfono de la casa: 53 7 2613730 y el móvil 53 5 3373249
    mis correos: c.lissetlopez@gmail.com y felmar7788@yahoo.es
    o el del trabajo, pues si alguna vez no tengo acceso a internet : lidia.lopez@arcaz.minaz.cu
    Gracias mi primo Miguel Angel, es muy triste que la familia se acerque mas en casos como éste.
    Ernesto Menéndez-Conde, tengo su correo, en algún momento le escribo, gracias.
    Jochi, cuando vengas a Cuba contáctame, me gustaría verte y hablar sobre su visita a EU, él me contaba muchas cosas pero nunca alcanzó el tiempo.
    Un abrazo a todos y nuevamente, muchas gracias.
    Lidia. Su mamá.

  44. Jochi, Carme, mi primo Miguel Angel, los amigos que no conozco,
    Ernesto Menéndez-Conde en algún momento le escribiré…..gracias
    nuevamente, leer sus comentarios me “alivian” en algo el alma,
    agradezco a mis compañeros de trabajo por al apoyo que me dan y a mis
    jefes porque gracias a su autorización tengo acceso en casa a estas
    páginas. Vivo en Cuba y no es fácil tener internet en casa.
    Por ello quiero dejar aquí el teléfono de mi casa y mis correos
    electrónicos, para si un día alguien visita Cuba y quiere llamarme,
    conocerme o interesarse por algo sobre mi hijo pueda hacerlo. Puede
    suceder que en algún momento ya no tenga yo acceso a internet y
    siempre he sido previsora.
    Sus cenizas estarán en mi casa, bajo mi custodia, bajo mi protección,
    junto a mí siempre, como siempre estuvo, porque fué el hijo más
    maravilloso del mundo. Aún no han llegado pero ya destiné su sitio y
    con las fuerzas que él mismo me dará custodiaré sus restos materiales,
    porque su espiritu está en mí, es mío, sólo mío.
    Me cuesta mucho trabajo escribir, solamente viviendo la pérdida de un
    hijo se sabe lo que se siente, si es que sentir tanto dolor es
    sinónimo de sufrimiento, porque creo que es algo más grande, nadie
    sabe explicar con palabras el estado humano de estas sensaciones.
    Mi teléfono de la casa es el 53 7 2613730 y el móvil el 53 5 3373249
    Mis correos son: c.lissetlopez@gmail.com
    felmar7788@yahoo.es
    y el del trabajo, que de no tener acceso a internet puedo utilizarlo:
    lidia.lopez@arcaz.minaz.cu

    Gracias nuevamente y un abrazo a todos.

  45. El dolor desgarrador que siento ha hecho que me despierte llorandote. Te echo mucho de menos, te necesito querido amigo.

  46. He escrito varios comentarios y no salen publicados, no sé por que….
    A todos los que siguen escribiendo en El Bosque, Muchas Gracias.
    Mi primo Miguel Angel, Jochi, Juan Luis….qué dolor tan inmenso y tan desgarrador, a mí me destroza el alma cada día más, aún más porque sus cenizas no he podido tenerlas todavía.
    Algunos no conozco, ojalá un día pueda conocerlos, estoy a sus disposición en Cuba por si un día vienen a su tierra natal.
    Seguiremos honrándolo, honorándolo, queriéndolo, respetándolo, amándolo y estará presente en cada cosa día a día, como me dijo su gran hermano Samuel, el domingo que me telefoneó y pudimos conversar con un poco más de calma, todos los días recuerda una frase de él.
    Todos los que lo quisieron seguirán queriéndolo, lo sé y se los agradezco.
    Y conmigo vivirá eternamente, hasta que nos juntemos nuevamente……
    Su mamá

    • Lidia, no te conozco pero cada día pienso en tí, tú y tu hijo están en mis pensamientos, quizás por esa manía de querer resolver las cosas que me interesan. Es muy pronto para ti, o quizás siempre será muy pronto para aliviar ese dolor, y luego tanta imposibilidad, a veces te imagino al frente de la fundación Felix Hangelini ayudando a otros jóvenes talentos en nombre de tu hijo, tú y tu hijo se merecen otra oportunidad. Un abrazo grande.

    • Lidia,
      El fin de semana me quedé finalmente sin portátil, tenía sus años y ya me había dado varios problemas. Biel, -el mayor de mis hijos- sabe que estoy pendiente del Blog, así es que me ha dejado el suyo un par de días, mientras tramitamos uno nuevo para mí.
      Día a día voy releyendo las entradas del Bosque escrito. Después del desayuno un café acompaña su lectura, al mediodía y también con el café sigo con otra entrada. Quiero pensar en la sonrisa dulce de Félix viendo como nos las ingeniamos para recordarlo y sentirlo cerca.
      Lidia, al ver que nos habías dejado otro mensaje, aprovecho para hablar contigo.
      Qué sensación tan extraña tenía cuando tus comentarios a Félix quedaban cerca del mío, por edad yo podía tener muchas más cosas en común contigo y estoy segura que nos caeríamos bien. La verdad es que me hacía mucha gracia tu presencia en el blog y esa gran ternura entre los dos. Félix me parecía un ser muy especial, su sensibilidad era palpable en todo lo que decía, en cómo lo decía y sin olvidar sus joyas musicales -para mí sus recomendaciones han sido de gran valor y que no voy a olvidar nunca y siempre llevaran la presencia de Félix- .
      Recuerdo que al cabo de unos meses de entrar al Bosque escrito, a mis hijos les comentaba entradas de Félix, y me sentí triste cuando finalmente no pudo asistir al recital de Philippe Jaroussky en el Liceo de Barcelona, ya que nos hubiésemos visto las caras y mis hijos también tenían ganas de conocerlo.
      Releyendo el Bosque, me doy cuenta de que Félix ha dejado un trabajo impecable. En él, crea un entramado en donde sus opiniones literarias como especialista que era no tienen pérdida, nos deja compartir el amor que sentía por la historia de su familia y de su país y siempre presente la música, tan variada como exquisita, porqué toda la que nos dejó compartir es sublime. Sin olvidar algunos documentales que me dejaron impactada.
      Lidia mi dirección de correo es esta: nemeli@yahoo.es, para lo que necesites.
      Tengo su libro lila La Devastación, entre las cartas y los libros de poemas d’Emily Dickinson, a mi siempre me gustaron los poemas de Dickinson y sentí una alegría muy grande cuando Félix compartió la emoción que sintió al visitar la casa de la poeta en su Bosque. Me lo imaginaba tan féliz, mientras se comía su bocadillo vegetal –hasta nos dió ese detalle-. Lidia, ese momento no se lo quitó nadie. Y así tantos otros … porqué su mundo era tan rico, tan lleno, que aunque nos hablase a menudo de la soledad y la muerte, era casi una puesta en escena, Félix vivía en el mundo de la palabra, de la literatura, de la música de la pintura, en el de su familia, sus amigos … una vida muy corta pero tan y tan rica y llena de matices, que más que un ser terrenal a mi me parecía que estaba entre cielo y tierra.
      Bueno Lidia lo dejo aquí, me siento féliz de poder expresarme y que ojalá mis palabras te sirvan de algún consuelo y te hagan sentir el afecto con el que han estado escritas.
      Un abrazo muy grande,
      Carme

  47. Lidia querida, mis pensamientos están contigo. Tú sabes como quería a tu hijo. Ante este horror no hay palabras. Y tienes razón, él vive en nuestro amor, en las personas que tanto lo apreciamos, en las cosas que él quería, en sus poemas, en sus amigos y sobre todo, en ti. Un beso.

  48. Carme:
    Yo pensba que usted y mi hijo se conocían de Barcelona, un día me di cuenta que no, que no se conocían personalmente, sin embargo usted siempre comentaba sus entradas, sobre todo de música. Yo no sé de música, ni de literatura, yo soy economista. Y le confieso algo, mi hijo me enseñó muchas cosas, sobre todas las cosas, cada vez que tenía dudas sobre algún tema él me lo explicaba, lo buscaba en internet y me ayudaba hasta a buscar un teléfono en Cuba que yo no encontraba en la guía, así éramos, así fuimos siempre, así estuvimoa ligados uno al otro desde que nació, teniendo yo solamente 20 años. Desde pequeñito fue muy inteligente y muy, muy cariñoso con todos. En Regla, donde creció desde los 6 meses hasta los 14 años, las personas mayores, los padres y abuelos de sus amigos del cole lo buscaban para conversar con él, porque fué un niño muy especial. Quizás de ahí y de que usted también tiene hijos de esa edad la hayan acercado tanto a él. El tenía esa magia, esa gracias natural para tratar con todos, aún teniendo un caracter fuerte y muy directo cuando tenía que decir algo que no compartía con alguien. Pero su corazón era de oro y quería y ayudaba muchos a todos los que lo buscaban o necesitaban, así como también recibió ayuda de muchas personas, sobre todo por allá, por donde pasó muchas cosas en sus primeros años en España, de las cuales muchas nunca me dijo para no hacerme sufrir.
    sandra, tú fuiste una de las personas, junto a tu esposo que apoyaron y ayudaron mucho a mi hijo, y eso nunca lo olvidaré.
    Una de las mejores cualidades de él era lo agradecido que era y por eso he sabido de cuantos lo ayudaron y apoyaron siempre.
    Gracias Carme, por su cariño, ojalá podamos usted y yo conocernos un día…..le escribiré, sin dudas.
    Un beso Sandra y un abrazo a Jose.
    Lidia

    Creo que por fin de martes a miércoles recibiré las cenizas de mi hijo, al fin podré abrazarlo!!!!!!!!!!!!!!!!!!

  49. A todos:
    El día 17 de junio a las 17 y 30, hora de Cuba, bajo una infernal tormenta de rayos, granizos, viento y mucha lluvia, llegaron las cenizas de mi hijo a su tierra natal y a mis brazos. Quizás la naturaleza anunció su llegada como un ser excepcional o quizás la naturaleza se rebeló ante tan cruel injusticia, qué se yo, pero fué algo inaudito y sorprendente.
    Sus cenizas reposan en un lugar de mi casa, bajo mi protección, día a día allí me acompañarán y me guiarán, apoyarán, aconsejarán y amarán, como siempre hizo. Cuando me levanto y cuando me acuesto lo beso, le hablo, le lloro.

    …”Hijito Querido, jamás se borrará de mi mente y de mi corazón tu inmenso amor y preocupación por mi”…

    Para todos los que un día quieran venir a visitarlo, mi teléfono es el 53 7 261 37 30 y mi dirección es Avenida 41 No.8812 apto 14 entre 88 y 90 Marianao. La Habana.

    Siempre les estaré agradecida por el inmenso cariño que le han profesado en estos días angustiosos y tristes y que me han servido de compañía, ayuda y apoyo emocional. Gracias a todos una vez más.
    No me alejaré del Bosque, sólo que ahora preparo un viaje, muy triste por cierto a España, para recoger sus pertenencias. Pero mi promesa de seguir contándoles de él está en pie y se me ocurrirán muchas más cosas, en la medida de mis posibilidades para seguir eternemante honrando la memoria de mi primogénito, de mi geniecillo, de mi pequeño Ernestico.

    Un abrazo a todos,
    Lidia

  50. Lidia,
    Actualmente en el Bosque hay mucho dolor y tristeza, y a Vd. aún le queda una parte del camino para poder dejar esta situación acabada. Pero llegará el día que una vez cumplidos todos los trámites, se va a sentar y rodeada de los escritos y recuerdos de Félix, intentará que su voz nos llegue otra vez al Bosque. Entenderemos como Félix llegó a expresarse de la manera que lo hizo y cómo su mundo interior ya venía de lejos.
    Recuerdo que a lo largo del Bosque, Félix insistía que su poesía y sus escritos eran solamente para ser leídos por unos pocos amigos, hablaba del pudor que sentía con su creación literaria. Pero bueno, creo que todos los que quedamos atrapados bajo el influjo de ese Bosque, estamos en pleno derecho de ser considerados sus amigos, y seguro que Félix aprobará y se sentirá feliz de que aparezcan en él, algunos de sus primeros escritos, así como la narración de algunas anécdotas de su vida.
    He tomado nota del teléfono y la dirección, no hace falta que le diga Lidia con que cariño y emoción les visitaría.
    Ánimo y un fuerte abrazo para Vd. y su família, la esperaré en el Bosque
    Carme

  51. Ayer recibi aqui en el Cuban Heritage Collection uno de los volumenes de “El Kaleidoscopio”;una revista de Ramon Zambrana, y estuve leyendo varios articulos y poemas de Luiza de Zambrana que en el aparecian. Normalmente, les tomaria fotos y se los enviaria de Felix, pero ayer fue la primera vez que no pude hacerlo. Pense en el y nuevamente recorde lo triste que es saber que el telefono que tengo suyo en mi telefono al igual que su correo, ya no seran necesarios. Un muchacho tan brillante. Lo recordare siempre.
    Besos Lydia. Eres una mujer bendecida, por haber sido tu la madre de tal eminencia, y por ser la encargada de velar por su legado. Nuestros pensamientos continuan contigo y con su recuerdo.
    Un beso y un calido abrazo.
    Rosa.

  52. Si algún día viajo a Cuba, tenga por seguro que vendré a visitarles.
    Un enorme beso para Lidia

  53. Gracias Rosa y Joaquim.

    Sé que tuve una eminencia por hijo, pero no sólo en lo de su intelecto, algo que vi en él desde sus primeros pasos en la vida, cuando desde apenas tres añiotos jugaba con sus libros, que siempre fueron su juguete preferido, sino también en la escuela primaria, secundaria, en la Lenin (el pre-universitario de ciencias exactas) y luego en la Universidad de la Habana donde fue el mejor graduado en docencia y el integral de su facultad de Artes y Letras. Puedo hablar de él sin límites, guardo y guardaré todas sus cosas celosamente, como hace una madre siempre con sus hijos, aunque no egoistamente, todo el que desee o quiera saber de él, acá estoy, para contarlo. Es lo que nos queda, su memoria, sus sueños, de sus anécdotas, de las cuales muchos de ustedes serán los que me podrán contar a mí, llevaba casi diez años separada de él físicamente…
    Mi corazón cada día lo venera más y mi mente implora que esté con la luz necesaria para que me acompañe en cada paso que iré dando para honrarlo….
    Seguiremos juntos, todos los que lo quisieron y yo este camino, ya sin luz, pero lleno de esperanzas en que este Bosque nunca se marchite…
    Un abrazo a todos los que lo siguen leyendo…
    Lidia

  54. Querida Lidia:
    Sé cómo te sientes porque soy madre, Llegué a querer a Félix como a un hijo. Así era conmigo. Cada día al atardecer me parece que va a llamar y el silencio de mi teléfono me hace pensar en su ausencia que aún no he superado y creo que no lo haré mientras viva. Estoy callada, pero comparto tu dolor y pienso mucho en ti.
    Menos mal que ya está contigo. También me preocupaban sus pertenencias.. Me alegro de que puedas recogerlas todas. Porque nadie puede guardarlas con más celo que una madre. Sus libros que tanto apreciaba. Ya se había hecho un mundito muy propio de él y de sus intereses. En Madrid nunca lo visité, a pesar de su insistencia para que fuéramos a pasarnos unos días con él. La vida por acá es dura y él logró con su talento y tenacidad llegar adonde quería.
    Cuando vivía en Barcelona nos veíamos más y nos visitábamos. La última vez que lo abracé fue cuando vino a recoger su tan esperada nacionalidad.
    Nos divertíamos mucho juntos, me sacaba todo lo que me queda de niña y me reía tanto con sus cosas.
    Tú y yo estamos lejos físicamente, pero estoy más cerca de ti que lo que puedes imaginar. He llorado por mí y por ti. Me he puesto en tu lugar muchas veces y debe de ser terrible. No me cabe en la cabeza cómo puede pasarle eso a un muchacho tan bueno y tranquilo, que nunca fue a ningún sitio que pudiera encontrarse ningún problema. Su vida era estudiar y escribir. Y disfrutar de las cosas sencillas de la vida.
    Un abrazo muy fuerte,
    Marta

  55. Marta:
    Gracias, yo te recuerdo mucho y acabo de hacer un mensaje a Carme, una señora barcelonesa que siempre comentaba en este blog y que nos ha acercado mucho esta desgracia y a ella le dije que pienso ir a Barcelona aunque sean dos días, que quiero agradecer personalmente a ti y a tu esposo lo que hicieron por mi hijo, que jamás olvidaré nada de eso, porque aunque no te escribiera siempre los tuve presente y también conocer a Carme, que también como madre ha llorado a mi hijo.
    Yo viajo pronto, allá nos veremos, me llenaré de más fuerzas aún, no sé si podré, pero podré……………….
    Un abrazo,
    Lidia

  56. Querida Marta:
    Sé cuánto ustedes se querían y yo también en estos días te he nombrado mucho. Pues quiero ir a Barcelona a conocer adonde él vivió y a conocerlos a ti y tu esposo personalmente, las primeras personas que lo acogieron con tanto cariño en su casa y lo ayudaron en aquellos primeros pasos en tan lejana tierra. Sé que siempre estuvieron muy cerca de él y que él los quiso mucho. Quiero conocer a Carme, una señora barcelonesa que siempre ha escrito en este blog y que no lo conoció pero también lo ha llorado mucho y hasta quizás a Illa y Joan, quienes fueron algo muy grande para él, con esa pequeña Neus, su ahijada, a quien él adoraba. Quiero ver si puedo lograr todo eso, porque sé que ya jamás lo volveré a intentar. No sé de donde sacaré fuerzas, pero las tendré….
    Gracias por quererlo tanto, la vida es muy cruel, demasiado cruel, me es imposible recuperarme de ésto, te lo aseguro…..
    Un abrazo
    Lidia

  57. Querida Marta:
    Yo te he tenido muy presente en estos días tan difíciles, porque sé que querían mucho a mi hijo y sé que él te quería a ti como a una madre, jamás olvidaré lo que hicieron tú y tu esposo cuando mi pequeñín llegó a Barcelona a sumergirse en ese mundo desconocido para él y ustedes lo ayudaron y acogieron en su pequeña casa como un hijo más, eso se los agradeceré mientras viva. Yo quiero ir a Barcelona, si puedo, a conocer los lugares donde él vivió, a conocerlos a ustedes personalmente y ahora a conocer a Carme, una señora barcelonesa que siempre siguió el blog de mi hijo con una alma maternal y que ahora nos ha unido esta desgracia.
    Yo aún no lo creo y sé que jamás me repondré de la pérdida de este hijo tan especial…..estoy muy triste, aunque las fuerzas no deben flaquearme ante esta otra dura prueba que tendré que hacer.
    Un abrazo muy fuerte para tu esposo
    Lidia

    • Querida Lidia, aunque no nos conocemos personalmente, te conozco a través de Félix, igual que tú debes de conocerme a mí. Hablábamos todas las tardes entre las seis y las ocho, a veces media hora; otras veces una hora o más. Según lo que teníamos que contarnos. Cuando me despierto por la mañana me viene él a la mente y al atardecer me cae mucha tristeza. Fueron muchos años de compañía y de estar pendientes el uno del otro. Nos contábamos las penas, pero también me hacía reír mucho con sus cosas.
      Ya sé que las madres agradecemos a todos los que nos quieren a nuestro hijo, pero nada he hecho en mi vida con tanto gusto y amor. Si hubiese tenido una habitación para él, nunca lo hubiera dejado ir a vivir solo.
      Me alegro de que recojas sus pertenencias, será duro, pero más duro es perder sus cosas sin saber adónde irían a parar. Ojalá que puedas venir a Barcelona y podamos vernos. Te enviaré por correo mis teléfonos y mi dirección.
      Un abrazo inmenso,
      Marta

  58. Acabo de conocer la dolorosa noticia de la trágica muerte de Félix Ernesto a quien me unieron lazos profundos de cariño y respeto. Tuve el privilegio de ser su profesora y de constatar su talento y sensibilidad. El era capaz de aprender por sí mismo, como lo demostró al enfrentarse a sus estudios de doctorado en las difíciles circunstancias que debió hacerlo, y triunfar! Fue uno de los graduados destacados a nivel universitario de su promoción, pero siempre pensé que era el mejor. Fuimos muy afines y, quizás por eso, en ocasión de su estancia en Miami quiso verme y pudimos pasar una tarde entrañable en mi casa, adonde vino en compañía de otra querida exalumna y amiga suya, Cecilia Sarraff, quien supo hoy la triste noticia y me llamó. Estoy anonadada. Fueron varias horas, en las que pude conocer todo lo que había implicado su labor doctoral, que le permitió lograr lo que muchos oriundos del país no pueden alcanzar. Pero si bien su talento y rigor son extraordinarios ( perdón, pero no me resigno a hablar en pasado) emulan con su infinita bondad y generosidad, las que pude apreciar a través de los años. Gracias, Félix, y desde donde estés, si como creo hay algo que nos trasciende, recibe nuestro amor y consuela a tu mamá, a quien tanto admiraste y quisiste.
    Marina

  59. Marta Esber,
    Soy Carme de Barcelona mi correo es: nemeli@yahoo.es
    Me gustaría si es posible contactar contigo.
    Una abraçada,
    Carme

  60. A veces salen comentarios mios repetidos, y es porque en ocasiones cuando los envío no me salen y vuelvo a escribirlos, eso sucedió con los tres últimos. Es que acá existen problemas con la conexión a internet y suceden estas cosas.

    Releyendo este blog, sobre el álbum familiar, me he encontrado este comentario de Mónica a la entrada “Félix Mario” del 23 de junio de 2010, esa es la fecha en que nació mi padre, su abuelo Félix Mario, de ahí su nombre…

    “Me alegro de que haya vivido sus 82 años, que ya son bastante y que yo no viviré”.
    “Por eso siempre pienso que a pesar de todo lo que nos pueda pasar, hay que levantar la cabeza y seguir sonriendo. Una sonrisa puede, quizás no con todo, pero sí con cosas verdaderamente asombrosas”

    Monica dijo esto en junio 18, 2012 a 3:29 am | Responder

    Ay, Feluco pero cómo imaginar que tu vida sería tan corta y tronchada de forma tan atroz?
    Trataremos, tus amigos, de esbozar esa sonrisa, a pesar de tu ausencia física. Te lo debemos.

    Monica dijo esto en junio 18, 2012 a 3:31 am

    Mónica: ¿Quién nos diría que esa frase que repetiste y que tanto te llamó la atención cuando él la escribió iba a hacerse realidad?… “Por eso siempre pienso que a pesar de todo lo que nos pueda pasar, hay que levantar la cabeza y seguir sonriendo. Una sonrisa puede, quizás no con todo, pero sí con cosas verdaderamente asombrosas”…Eso lo escribió él en esa entrada, ese día, precisamente junio….
    Mi hijo tenía una sonrisa amplia, franca, linda!!! De su rostro lo mejor era su sonrisa, era como una bendición para decir una palabra de aliento, para dar un consejo, hasta para regañar..quienes lo conocieron bien deben acordarse de ésto…yo, que no lo vi en estos últimos tres años y que sólo tengo sus cenizas encerradas en una urna siempre lo recuerdo sonriendo. Por favor, todos recuérdenlo de ese modo, porque cuando no sonreía él hacía sonreir a los demás con su sentido del humor y sus inesperadas palabras, algo que heredó de su abuelo y de su padre, un sentido del humor muy especial y sorpresivo, cuando no se esperaba salía, fluía una frase que nos hacía sonreir.
    Su mamá

  61. Sí, Lidia. Él me habló mucho de ciertas penas que tenía y de la forma en que decía pasaba las páginas de la vida. Esos días en casa esperando su ansiada visita a Amherst conversamos largo y tendido, como en los viejos tiempos del Dihigo. Pero a pesar de las piedras del camino, reímos, reímos mucho. Aún recuerdo lo que comentó de una amiga que coincidió con él en casa y no dejo de sonreírme. Con esa sonrisa quiero recordarlo, despedirlo hasta próximos encuentros y enfrentar la vida a pesar de los pesares. Y más que su sonrisa ahora siento sus abrazos. Largos, apretados, infinitos…

  62. Apenas ayer supe la terrible noticia. La última vez que me comuniqué con Félix fue por Whatsapp y ya estaba en México. Estaba en conocimiento de sus planes, y de que volvería a Madrid en agosto. Después de intentar comunicarme con él por todos los medios y sin respuestas, opté por darle tiempo, pensé que había decidido alargar el viaje a Cuba y regresar a Madrid en septiembre.
    Hablé con él antes de irse y le hice saber del estado de mi tesis doctoral, pues hicimos juntos el doctorado, pero él tuvo mejor suerte con su tutoría y logró presentar la tesis antes que yo. Me hizo prometerle que lo mantendría al tanto porque quería venir a Barcelona a acompañarme en mi defensa. Desde que se fue de viaje, a finales de mayo, hasta ahora, he estado trabajando mucho en mi tesis y no había tenido tiempo de entrar aquí, por lo que ignoraba totalmente lo que estaba sucediendo.
    Ayer, finalmente, me dieron fecha para la defensa y quería comunicárselo a Félix, él iba a alegrarse mucho más que yo, sufrió conmigo toda esa pesadilla que parecía interminable. Lo llamé, le escribí, no obtuve respuesta. Escribí su nombre en el buscador de Google y de esa forma tan violenta me enteré de lo que le sucedió. No había otra forma de saberlo. Conozco a algunos amigos de él, pero nunca nos comunicamos, no tenemos ni nuestros datos de contacto. Nadie pudo avisarme.
    Leyendo todo lo que han escrito y recordando lo que, en mi caso particular, hemos vivido Félix y yo mientras elaboraba mi tesis, me he dado cuenta de lo siguiente.
    Siempre tuve problemas con mi tutor, al que Félix conocía personalmente. Era mi tutor el que no permitía que adelantara el trabajo y yo ya estaba desesperada, a punto de abandonarlo todo mil veces.
    Pues bien. Félix nos dejó el día lunes 11 de junio, el día que terminé la tesis y se la envié al tutor. El día martes 12 de junio mi tutor decidió cederle la dirección de mi tesis a un colega para que pudiera acabarla rápido, pues él tenía mucho trabajo y yo ya le había dicho que tenía que defenderla antes de octubre. Supe la noticia, me entrevisté con el nuevo tutor y le conté a Félix por email el día 17… que fue el día que llegaron sus cenizas a su Cuba natal.
    Estoy convencida de que fue Félix el que intercedió para que yo lograra terminar el trabajo y obtener el doctorado antes de octubre. Él así lo quería y desde este mundo no pudo ayudarme. No dudo ni un segundo que desde donde está me ayudó y lo seguirá haciendo el día de mi defensa.
    Félix, te quiero con todo mi corazón, mi amigo, mi compañero de doctorado, de trabajo, mi paño de lágrimas, mi compinche en múltiples momentos graciosos, tu risa quedará en mi recuerdo por siempre.
    Gracias por dedicarme parte de tu valioso tiempo y permitirme entrar en tu vida.
    A su mami, entiendo el dolor que está padeciendo, pero no sé qué más agregar a lo que se ha dicho. No hay consuelo. Sólo desearle resignación y fuerza, mucha fuerza, Félix está viendo todo desde allá arriba y lo único que podemos hacer por él es celebrar su vida, sus logros, sus viajes y todo lo que nos dio a sus familiares, amigos y conocidos, nos marcó a todos.
    Me gustaría algún día poder dejar de llorar su ausencia, no sufrir su falta sino agradecer lo mucho que me dio. Es duro, muy duro.
    Félix, amol, gracias por ayudarme tanto.
    Sé que estarás el día que defienda mi tesis y que todo saldrá bien gracias a ti.
    Eres un ángel, siempre lo fuiste. Diviértete allá arriba con tus queridos poetas y contágialos con tu risa. Ahora son ellos los que gozan de ese privilegio.

  63. Hoy, Félix, harías los 35 años y ya habíamos hablado del cumple en muchas ocasiones. No quiero que pase esta fecha tan importante para mí y para mi familia sin que sepas, dondequiera que estés, que sigues presente aquí en mi vida y en mi corazón. No solo hoy, que es tu cumpleaños, sino cada día, sobre todo a la hora del crepúsculo que tan triste era para mí y que tú lograbas alegrar. Ahora vuelve a ser triste. Ya no espero tu llamada como hasta hace poco, pero te sigo hablando cada día a esta hora. Te cuento en silencio mis penas y mis logros, porque te importaban mucho, como me importaban a mí los tuyos. El vacío que has dejado es inmenso, infinito, tremendo…
    28 de octubre de 2012
    Marta

  64. [...] en la última entrada que Félix escribió, fechada el 3 de junio de 2012. Se titula: “Impasse” y en ella Hangelini cuenta sus impresiones nada más llegar a México y se pregunta qué hubiera [...]

  65. Felix querido, hoy me he enterado de tu muerte y aun no lo creo, no merecias irte asi,eras alguien muy especial y este mundo cruel no te merecia, siento mucho no haberte conocido en persona me hubiera gustado mucho pero te conoci a traves de internet y hablamos varias veces por telefono, compartimos mucha musica y gracias a ti conoci a grandes cantantes, tambien tu maravillosa poesia, espero que dondequiera que estes tengas mucha paz y llenes todo con tu luz y tu poesia, espero que las personas responsables de tu muerte y la de tus familiares paguen lo que han hecho y estas cosas algun dia terminen y no se repitan,por que hay tanta maldad en este mundo es algo que nunca entendere, eras un ser maravilloso .
    Seguire visitando tu blog para nunca muera como no moriras tu para las personas que te queremos
    Desansa en paz
    Roberto Martinez

  66. Una abraçada ben forta Búho! Vola ben alt. Des d’aquí baix seguirem llegint el teu Bosc Escrit.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 44 seguidores

%d personas les gusta esto: